ppp

Puedes seguirnos en

Síguenos en: FacebookSíguenos en: TwitterSíguenos en: LinkedInSíguenos en: TuentiSíguenos en: MySpace


Rivas Ecópolis solventa con victoria su segundo lance contra Angola


Laura Gil (izquierda) y Gaby Ocete taponan la entrada de una jugadora angoleña (Foto: Enrique Ayala)

Laura Gil (izquierda) y Gaby Ocete taponan la entrada de una jugadora angoleña (Foto: Enrique Ayala)

Rivas Ecópolis se impuso ayer a la selección absoluta femenina de Angola (67-58) en un partido que en muchos aspectos fue calco del jugado el pasado martes en Torrejón contra las mismas rivales. Frida Eldebrink (25 puntos) y Queralt Casas (20) fueron los revulsivos que a partir del segundo cuarto encontraron las ripenses para dar, de nuevo, la vuelta al partido.

Galería de fotos

Un primer cuarto de las ripenses para olvidar, con desajustes defensivos clamorosos pero totalmente comprensibles dada la altura de la pretemporada en la que estamos, fue el comienzo del partido de ayer, viernes, contra Angola. Era la presentación del Rivas Ecópolis a su afición en su feudo del Cerro del Telégrafo, tras un estreno de pretemporada en Torrejón y contra el mismo rival de ayer. Las cosas no funcionaban en defensa y las angoleñas conseguían tiros exteriores e interiores fáciles que convertían con notable acierto hasta llegar a ponerse en el 9-21 con que finalizó el primer cuarto.

En el segundo periodo surgió la velocidad de una Queralt Casas que parece estar un par de puntos por encima en cuanto a forma física y mental se refiere. La escolta catalana del Rivas Ecópolis comenzó la pretemporada como terminó la temporada anterior: con fuerza, decisión y astucia. Robó balones, se los llevó con velocidad hacia la canasta contraria y logró varios encestes de los que despiertan al equipo cuando anda un poco dormido. Al solo que comenzó a interpretar Casas se unió desde la línea de 6’75 la sueca Eldebrink, que fundió en varios momentos la defensa de las angoleñas, aceptable en la pintura pero muy floja en la línea exterior. Con todo y con eso, el lento despertar del resto del equipo ripense hizo que al descanso Rivas sólo consiguiera un punto de ventaja sobre las angoleñas (33-32).

En el tercer cuarto las cosas parecían seguir el mismo guión del partido de Torrejón. Comenzaron anotando con facilidad las ripenses y llegaron a distanciarse hasta ocho puntos en lo que parecía un natural y esperado despegue hacia diferencias más amplias. Sin embargo, en cierto momento, coincidiendo con algunos descansos de Casas y Eldebrink, el equipo volvió a apagarse. Desde luego, las rotaciones que introdujo José Ignacio Hernández, obligadas por el objetivo del partido (una pretemporada exige hacer cambios y probar opciones), rompieron el ritmo. El resultado fue una recuperación de las angoleñas, que fueron reduciendo las distancia paulatinamente hasta volver a dejar marcadres muy igualados durante casi todo el periodo. En el mismo, Laura Gil y Laura Nicholls mostraron sus grandes cualidades defensivas, pero también sus debilidades en ataque. La forma física, aún no conseguida obviamente, les jugó malas pasadas y no se atrevieron a desplegar algo más de repertorio atacante. Especialmente, Laura Gil cogió repetidas veces buena posición de tiro exterior en el poste, pero casi siempre dudó a la hora de lanzar y optó siempre por iniciar entradas a canasta que resultaron infructuosas.

La vuelta de Casas y Eldebrink a la dirección del juego en el último cuarto volvió a dar un vuelco, ya que ambas jugadoras fueron las únicas capaces de echarse a la espalda la responsabilidad de jugar unos contra unos y entrar a canasta con la decisión necesaria para obtener premio. También en este cuarto, igual que en el tercero, tuvieron sus minutos Marta Hermida, Cecilia Muhate, Nicole Muragarren y Lucía Togores, junto a Laura Quevedo. La que más aprovechó el tiempo de todas ellas fue sin duda Togores, que anotó tres tantos y se mostró más activa y más ubicada en la cancha que sus compañeras.

Al final del partido, un marcador de 67-58 para las ripenses que les permite saber que pueden salvar situaciones complicadas incluso con baja forma física, pero también que la escasez de juego interior deberá ser resuelta en ataque por las dos americanas aún no llegadas al equipo. RachelAllison y Kelly Schumacher parecen ser las que cargarán con la responsabilidad de esa faceta del juego en este equipo. Si responden bien a la apuesta, Rivas parece poder contar con un conjunto solvente para abordar Liga Femenina.

Escrito por en 14/09/2013. Archivado en 0Destacadas,0Ultimas,Baloncesto,Deportes. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.