ppp

Puedes seguirnos en

Síguenos en: FacebookSíguenos en: TwitterSíguenos en: LinkedInSíguenos en: TuentiSíguenos en: MySpace


Covibar EBA gana a Canoe y se coloca tercero con cuatro victorias y una derrota


Javi Pérez (19) fue MVP del partido con 5 de 6 triples encestados (Foto: Enrique Ayala)

Javi Pérez (19) fue MVP del partido con 5 de 6 triples encestados (Foto: Enrique Ayala)

Covibar Rivas ha ganado esta tarde (64-77) a Ereda Real Canoe en la cancha de este último. El partido lo han sostenido todos los jugadores en una rotación amplia a la que Alberto Rubio ha tenido que recurrir dadas las lesiones y molestias de varios jugadores. Javi Pérez (MVP del partido con 26 de valoración, 5 de 6 triples, 6 rebotes y 20 puntos obtenidos) y Alexander Arcauz (17 puntos y 4 rebotes) han destacado en un equipo que ha sabido jugar con tranquilidad y fe en sí mismo en los momentos difíciles.

Galería de fotos

Comenzó el partido con un parcial de 0-8 para los de Rivas que hacía presagiar diferencias mayores a lo largo del encuentro. Sin embargo, Canoe supo reaccionar y comenzó a anotar hasta situarse, durante todo el primer cuarto, a  una distancia entre seis y diez puntos. Ni Canoe llegaba del todo, ni Covibar Rivas se iba definitivamente en el luminoso. A mitad de este primer cuarto, Alberto Rubio dio entrada al jovencísimo Alberto del Hierro para dar descanso a Alejandro Iglesias, que salió en el cinco inicial pero que ha jugado con molestias. Del Hierro estuvo muy activo, condujo correctamente en los tres minutos que estuvo en cancha, no perdió ningún balón y aunque no anotó, dio una rotación sin sobresaltos, algo que cualquier entrenador agradece. El que jugó muchos más minutos fue Jorge González, un veterano del Covibar Rivas que consiguió el ascenso a EBA, hace dos temporadas, y que viene entrenando regularmente con el equipo, aunque no juega partidos por voluntad propia. González aportó sobriedad y garantías al subir el balón y mover al equipo en los más de 16 minutos que estuvo en juego. El primer cuarto se saldó con un 15-22 a favor de los de Rivas, que se situaba en la media de las diferencias mantenidas durante todo el periodo.

En el segundo cuarto los ripenses entraron en un bache de desconcierto en el ataque, que no fue aprovechado durante la primera mitad del cuarto por Canoe. Sin embargo, desde mediados del mismo los de Pez  Volador sí que sacaron rendimiento a ese juego espeso de Covibar y consiguieron hacerse, aunque por la mínima, con un parcial favorable, el único de todo el partido (19-18). Alexander Arcauz ya había tomado protagonismo en el primer cuarto, pero lo tomó en mayor medida en el segundo. No estuvo solo en ello, ya que Javi Pérez demostró que probablemente ha sido uno de los mejores fichajes de Covibar en las últimas temporadas. No sólo es una garantía en el rebote (a pesar de su no excesiva estatura), sino que tiene una excelente muñeca para el tiro de tres.

Tras el descanso Canoe jugó a arreones y, todo hay que decirlo, en la medida en que Covibar lo permitió en momentos de menos lucidez atacante, ya que la defensa ha tenido pocos errores, con una pareja Ajero-Pérez que, cuando ha estado en cancha, ha funcionado muy bien. Sin embargo, esa falta de luz para encontrar la vía a la canasta por parte de Covibar en varios momentos fue también fruto de momentos muy buenos de Canoe defensivamente hablando. Una vez más, el salvavidas fue Javi Pérez, que en varios momentos clave, con Canoe a punto de alcanzar a los ripenses, lograba distanciar de nuevo a su equipo.

El último cuarto comenzó sin ninguna puerta cerrada. Covibar había dominado en general todoe l partido, pero los momentos de flojera’ había permitido a Canoe acercarse lo suficiente como para no tener el partido amarrado. De hecho, Si el tercer cuarto había terminado en manos de Covibar (15-17), el último rondó las mismas cifras (15-20). Al final, sin embargo, la cabeza fría y la fe en sí mismo del equipo en su conjunto consiguieron que las tentativas de alcance de Canoe no llegaran a buen puerto. El partido finalizó como había empezado: con canasta mundial de Alex Arcauz.

Jornada de sorpresas

Tras este partido, Covibar Rivas acumula cuatro victorias por una sola derrota en Liga. A la hora de publicar esta crónica, falta por jugarse el Estudiantes-Estudio (mañana domingo, a las 12:15 en Magariños). En caso de previsible victoria local, seguramente Covibar volviese a quedar cuarto en la tabla. Sin embargo, mantener esa posición es más difícil cuantas más jornadas transcurren, y tiene más valor, por tanto, ser cuartos en la quinta jornada (algo que ya nadie le quitará), que en la cuarta.

En cuanto a la clasificación en su conjunto, la sorpresa la ha dado el Real Club Náutico Tenerife, que se ha impuesto esta tarde al Real Madrid, en la cancha de los merengues, con un marcador de 76-83. A muy poco de dar otra sorpresa ha estado Alza Basket Azuqueca, que ha terminado el partido contra Casvi perdiendo por sólo siete puntos (88-81). Sin contar el partido pendiente de Estudiantes, Covibar Rivas se aúpa a la tercera plaza de la tabla, empatado a cuatro victorias con Albacete Basket (líder) y Real Madrid (segundo) y con Alcázar y Casvi, cuarto y quinto respectivamente.

El próximo partido del equipo de Rivas será el 3 de noviembre, a las 12:30, en el Cerro del Telégrafo, precisamente ante el Eurocolegio Casvi

Estadísticas del partido

Escrito por en 26/10/2013. Archivado en 0Destacadas,0Ultimas,Baloncesto. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.