ppp

Puedes seguirnos en

Síguenos en: FacebookSíguenos en: TwitterSíguenos en: LinkedInSíguenos en: TuentiSíguenos en: MySpace


Cuanto más pobres, más jugamos


19/09/2012

Es notoria la tendencia hacia la aparición de cada vez más páginas web dedicadas al juego, sea al póker, al bingo o a otras modalidades. Aparecen de golpe en la publicidad televisiva, la más cara de cuantas existen, lo que significa que los volúmenes de beneficio que están obteniendo o esperan obtener las empresas promotoras, son ingentes.

Y uno se pregunta, ¿es que la afición por el juego ha brotado en las cabecitas de los españoles como por arte de magia? Porque si uno deja a un lado la inevitable y segura cantidad de personas que sufren de ludopatías en diferente grado de virulencia, no parece que esta sociedad sea, aun hoy, una sociedad volcada al juego. Al menos, a juegos como los que se anuncian y se ofrecen en formato web.

Entonces, ¿por qué este brote de páginas dedicadas a ello, como la de partycasino.com?

La respuesta me parece obvia: somos más pobres. Y no sólo lo somos ahora, sino que creemos que vamos a serlo más aún en el futuro próximo. Es decir, nuestra confianza en el futuro decrece alarmantemente. Pero vale más precisar: ¿en el futuro, en general? Yo creo que lo que decrece es la confianza en lo que esta sociedad, quienes la regentan, nos van a ofrecer.

O sea, que creemos que nos van seguir acorralando y nos van a seguir quitando medios para vivir decentemente (no por encima de nuestra posibilidades, como nos dicen, sino decentemente). Y es entonces cuando buscamos la solución en un golpe de suerte, en una jugada afortunada al póker o en la inspiración necesaria para acertar los números de un cartón de bingo.

Qué quieren que les diga, si no queda otra cosa al menos que la suerte nos acompañe.

Carlos Husi

Escrito por en 19/09/2012. Archivado en Cartas,Costumbres,Juegos,Ocio. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.