Ciudadanos, PP y el concejal no adscrito piden la paralización de la segunda fase de las obras del CIPAR

2063
Un aspecto de la explanada del CIPAR, durante la jornada de puertas abiertas realizada el 28 de abril pasado (Foto Kike Ayala/RIVAS ACTUAL)

La petición se ha registrado oficialmente y se basa en la sentencia del Juzgado número 4 de lo Contencioso-Administrativo de Madrid que considera nula la aprobación del proyecto de ejecución del CIPAR.

Tanto Ciudadanos, como PP de Rivas y el concejal no adscrito, Antonio Sanz, han metido por registro municipal una petición, dirigida al Gobierno local, en el sentido de que se paralice la realización de las obras de la segunda fase del Centro Integral de Protección Animal de Rivas (CIPAR). La petición se basa en la sentencia reciente del Juzgado número 4 de lo Contencioso-Administrativo de Madrid, en el sentido de considerar nula la aprobación del proyecto de ejecución de obras de este centro, por incumplir la normativa del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Rivas.

Janette Novo, portavoz del PP Rivas, ha declarado al respecto que «el Ayuntamiento
no debe seguir invirtiendo en el CIPAR el dinero de todos los vecinos de Rivas-Vaciamadrid (…) en una obra que un juzgado ha sentenciado que no es conforme a Derecho porque se ha hecho incumpliendo el PGOU».

Por su parte, Bernardo González, portavoz de Ciudadanos Rivas, ha hecho hincapié en que «Creemos que es una irresponsabilidad que con un proceso judicial abierto se licite la 2ª fase de las obras del CIPAR, y una temeridad formalizar el contrato de la obra conociendo la sentencia desfavorable»

Recurso municipal

La sentencia admite la denuncia de varias empresas del polígono industrial Santa Ana, que alegaron en contra del proyecto por considerar que su construcción se iba a realizar en una parcela cuya calificación como zona vrde no permitía la construcción de este tipo de instalación. Así lo ha reconocido el juez.

La sentencia anula solamente el acto administrativo de la aprobación, pero no ordena la aliminación del centro. El Ayuntamiento aseguró la pasada semana que recurriría la sentencia y afirmó que la misma «no afectará al funcionamiento del CIPAR». Anunció también el comienzo de los trabajos para elaborar una modificación puntual del PGOU que adecue el uso de lar parcelas afectadas de forma que deje de existir contradicción entre la calificación de las mismas y el uso decidido.

La fase construida hasta el momento incluye tan sólo una parte de las instalaciones previstas en el mismo, faltando algunas otras complementarias. Éstas forman parte de una segunda fase, cuyas fechas de ejecución aún no se han concretado.