El nuevo Centro de Protección Animal estará operativo parcialmente desde el lunes 15

1035
'Chimuelo' fue el primer animal que entró en el nuevo CIPAR, el lunes 8 de marzo

Hoy, sábado, será el último día en que se practicarán cirugías en el Centro Los Cantiles. El próximo lunes 15 de marzo está previsto que se realicen ya las primeras cirugías a animales que lo requieran. La plena operatividad y la inauguración del CIPAR no se prevé hasta pasada la Semana Santa.

El Centro Integral de Protección Animal de Rivas (CIPAR) comenzará a estar operativo el proxímo lunes, 15 de marzo, aunque de manera parcial. Ese día está previsto que se puedan realizar las primeras cirugías a animales que las requieran, mientras que hoy, sábado, será el último en que las intervenciones se hagan en Los Cantiles, el centro que hasta la fecha daba cobijo a los animales desprotegidos en el municipio. El teléfono y los servicios informáticos estarán disponibles el mismo lunes, por lo que la ciudadanía que lo necesite podrá realizar ya sus llamadas al nuevo centro, marcando el mismo número de teléfono que tenía Los Cantiles.

A fecha de ayer, viernes, se habían trasladado ya al CIPAR 14 animales (trece perros y un canario), y faltarían por ser trasladados los 25 gatos existentes en Los Cantiles. El traslado de animales empezó el lunes pasado, día 8 de marzo, y está previsto que el último animal del antiguo centro abandone esa instalación el próximo lunes 15.

Durante la semana que termina se ha estado trasladando el mobiliario y demás elementos necesarios para equipar el CIPAR, así como instalándose los nuevos equipos que se han adquirido. Durante los próximos días se irá completando el mobiliario de las distintas estancias con lo traído desde Los Cantiles.

Un centro de protección no «visitable»

Fuentes de RIVAS ACTUAL informan a este medio que durante las primeras semanas de funcionamiento del CIPAR se tienen que ir completando todavía varios aspectos del funcionamiento de las instalaciones, hasta que poco a poco la operativa sea prácticamente plena.

Además, aunque la instalación estará ya operativa para el servicio público, la inauguración oficial no tendrá lugar hasta una fecha aún por confirmar, pero que en cualquier caso se demorará «varias semanas». Mientras tanto, se precisa seguir acometiendo acabados y detalles en las zonas exteriores antes de dicho acto.

Por otra parte, los responsables de la gestión del centro, la protectora Rivanimal, constatan que los animales ya trasladados, y evidentemente también los que se trasladen el próximo lunes «están padeciendo el estrés propio de estos cambios, que para los animales suponen un impacto psicológico considerable». En este sentido, el personal de Rivanimal recuerda que la instalación es «un centro de protección animal, que presta sus servicios a los animales que los necesitan, cuando los necesitan». Sin embargo, si bien entienden la «curiosidad que suscita una nueva instalación de las características de ésta», explican que «no es un lugar visitable por la ciudadanía».