Suspendida por la tormenta la final de la LNFA entre Osos Rivas y LG Oled Black Demons

1604
En la imagen, una carrera del “runningback” de Osos de Rivas. Foto: Paco Rodríguez (Rivas Actual).
En la imagen, una carrera del “runningback” de Osos de Rivas. Foto: Paco Rodríguez (Rivas Actual).

A falta de algo más de diez minutos por jugar, la fuerte tormenta registrada este último sábado en Rivas obligó a los árbitros a suspender el encuentro tras media hora de parón y cuando el equipo ripense iba ganando por 28-12. La Federación Española afirma que la fecha de reanudación del partido se decidirá «en breve».

Una fuerte tormenta registrada este pasado sábado, en Rivas, mientras se disputaba la final de la Liga Nacional de Fútbol Americano (LNFA), entre Osos de Rivas y LG Oled Black Demons, de Las Rozas, obligó a los árbitros del encuentro a suspender el mismo cuando quedaban poco más de diez minutos de juego y el equipo ripense dominaba el marcador por 28-12.

 

Tras alrededor de media hora esperando a que se dieran de nuevo las condiciones adecuadas para continuar con el partido sin que éstas se produjeran debido a la falta de alumbrado, los árbitros decidieron la suspensión definitiva del partido. En fútbol americano no se suspende ningún partido por lluvia, nieve o viento, según explican desde Osos de Rivas. Sólo una tormenta eléctrica obliga a suspenderlo, ya que las protecciones metálicas en la máscara de los cascos hacen muy peligroso jugar en esas circunstancias. «Tras los treinta minutos de rigor, los árbitros parecían dispuestos a reanudar el partido, los jugadores comenzaron a calentar, pero el delegado de Las Rozas Black Demons se negaba a jugar porque en su opinión seguían viéndose rayos», afirman desde el club ripense. La tormenta había rebasado ya Rivas, y no iba a volver sobre sus pasos, pero los rayos eran visibles.

La Federación Española de Fútbol Americano, en la crónica del partido escrita por su corresponsal, afirma que «En breve se decidirá cuándo se puede reanudar el partido», lo que parece indicar que la decisión final no contemplará la concesión de la victoria al equipo roceño, que era una de las posibilidades que se plantearon tras la decisión arbitral.

Los Osos dominaron hasta la suspensión

El partido durante los dos primeros cuartos se presentaba como muy favorable para los Osos gracias a tres anotaciones, dos de carrera y una de pase (21-0).

Casi finalizando el segundo cuarto y durante el tercero los Demons reaccionaron gracias a dos big-plays de pase (21-12). Poco antes de la interrupción del partido, un nuevo touchdown de carrera volvió a relanzar a los Osos (28-12).

Ese era el resultado que reflejaba el marcador en el momento de la suspensión, con LG OLED Black Demons por detrás, pero en una clara tendencia positiva.

1 Comentario

Comments are closed.