El Hospital del Sureste recuerda gráficamente que es “un Centro sin humo”

134
Entyrada principal del hospital, con la señalética pintada en el suelo (foto cortesía Hospital del Sureste)
Entyrada principal del hospital, con la señalética pintada en el suelo (foto cortesía Hospital del Sureste)
Entyrada principal del hospital, con la señalética pintada en el suelo (foto cortesía Hospital del Sureste)

La Comisión de Hospital sin Humo del Hospital Universitario del Sureste ha puesto en marcha una campaña informativa, de cara a los usuarios, consistente en comunicar gráficamente la prohibición de fumar y “vapear” en sus dependencias. Para ello se han pintado en el suelo de las tres entradas principales al Centro logos con la prohibición de fumar. A esta medida se suma la actualización y/o renovación de la actual cartelería del hospital.

El Hospital Universitario del Sureste, desde su creación, se ha implicado en la potenciación de hábitos de vida saludable, especialmente en la eliminación de “malos humos”, a través de campañas de motivación que favorecieran la erradicación del tabaquismo. Además, con el transcurso de los años, ha irrumpido en nuestra sociedad el cigarrillo electrónico como método sustitutivo del tabaco y que, según los expertos, mantiene riesgos sobre la salud.

Campaña gráfica Por todo ello, el Hospital ha creído conveniente acometer este verano una campaña informativa, de carácter gráfico, en la que recuerda que el Centro es un Hospital sin humo y no se puede fumar en sus dependencias. La Comisión de Hospital sin Humo ha pensado que no hay mejor forma de comunicar un mensaje que a través de una imagen. En las tres entradas al Hospital, -la del salón de actos, las urgencias y la entrada principal-, se han dibujado en el suelo sendos logos de prohibido fumar. Con esta medida se pretende que todos los usuarios del centro visualicen la necesidad de abandonar el uso del tabaco, al menos en las dependencias del Hospital.

Logos en el suelo y nuevos carteles Al estar en el suelo y ser de grandes proporciones se consigue que tanto los usuarios que entrar en el centro como los conductores que acuden a sus dependencias perciban el mensaje y se conciencien de la necesidad de respirar aire puro. El logo, en el que figura una señal roja de prohibición sobre un cigarrillo blanco, es visible claramente por sus colores vivos.

A esta medida se suma la reposición e inclusión de nuevos carteles en los que se insiste también en la prohibición de hacer uso de los cigarrillos electrónicos. De esta forma el “vapeo” queda fuera también del Hospital. Con el fin de llegar al mayor número de personas posible se han impreso cerca de 150 carteles nuevos que se unen a los más de 100 ya existentes.