Retomamos las entrevistas a las y los componentes del equipo del nuevo Gobierno municipal, surgido en julio pasado con la entrada en el mismo del PSOE de Rivas. En este caso preguntamos a Vanessa Millán, una de las dos concejalas de Podemos en el Ayuntamiento y en el Gobierno, que ha pasado de ostentar durante tres años la responsabilidad de Deportes, a la de Transición Ecológica, incluyendo la Consejería Delegada de la Empresa Municipal de Servicios, Rivamadrid.

RIVAS ACTUAL: Es usted la nueva concejala de Transición Ecológica. Esta responsabilidad es nueva en la ciudad, es la primera legislatura en que se le da una entidad propia y, al menos aparentemente, con contenidos muy transversales. ¿Qué líneas maestras de trabajo piensa adoptar en esta concejalía?

VANESSA MILLÁN: Efectivamente en esta legislatura consideramos la necesidad de ampliar el concepto de las competencias relacionadas con el Medio Ambiente hacia un término más transversal, que tuviera como objetivo proponer políticas públicas buscando la transición hacia un modelo productivo y social sostenible, algo de lo que, desde la Comunidad de Madrid, el Partido Popular se ha olvidado durante los 25 años que lleva gobernando.

Para conseguir este objetivo nuestras principales líneas maestras están orientadas a sentar las bases para que la economía circular sea un eje estratégico en la revitalización económica de nuestra ciudad, máxime en un período en el que estamos sufriendo los efectos del COVID.

Desarrollar medidas concretas que acentúen nuestro compromiso con el reciclaje, la reducción y la reutilización afrontando un plan de residuos eficiente; garantizar una
estrategia sólida de sostenibilidad ambiental a través de políticas energéticas, revitalizar nuestro patrimonio verde, nuestros espacios naturales, son en definitiva los principales retos a los que nos enfrentamos, y por eso todos las actuaciones irán encaminadas a desarrollar los Objetivos de Desarrollo Sostenible aprobados en la Agenda 2030, en la que Rivas debe mantenerse en la vanguardia y ser una vez más ejemplo para otros municipios.

La concejala, en su despacho en la sede de Rivamadrid (Foto Kike Ayala / RIVASACTUAL)

R.A.: Usted lleva en el Gobierno municipal desde 2017, por lo que es la única edil de su partido con esa experiencia. Un cambio de responsabilidad tan acentuado como el que usted ha tenido (desde Deportes pasa a Transición Ecológica) ¿es más fácil abordarlo con esa experiencia? ¿Qué cree que le falta y qué no le falta en su nueva concejalía?

V.M.: Como todo en la vida, creo que la experiencia es fundamental y mi paso tanto en la anterior legislatura como en esta por la concejalía de Deportes en el Gobierno de nuestra ciudad, han sido esenciales en dos sentidos: por una parte por la gestión y, por otra, por el contacto directo con la ciudadanía. Por supuesto que ambos elementos me facilitan afrontar este nuevo reto con esa visión, que además es fundamental para implantar todas las estrategias que mencionaba anteriormente, el compromiso social con todos los actores tanto políticos, sociales, empresariales, etc… de nuestra ciudad, y haber trabajado anteriormente de forma colaborativa tanto con el personal de nuestro ayuntamiento como  con la ciudadanía supone una línea a continuar aunque sea en otro ámbito. Trabajar en equipo es clave y ese “Rivas entrena valores” que tanto repetimos tenemos que implantarlo en todas las áreas de nuestra ciudad. Estoy muy agradecida porque personalmente el deporte ripense me ha enseñado mucho.

Respecto a la segunda parte de la pregunta, sabemos que nuestra ciudad ha crecido de forma exponencial en los últimos años, por eso ya desde el comienzo de esta nueva legislatura reclamamos al Ministerio de Hacienda poder ampliar de manera excepcional la plantilla municipal, y eso es algo que he podido ver nada más llegar, la importancia y la necesidad de poder contar con más personal para abarcar todos los retos que tenemos por delante, es lo que yo diría que falta. No obstante en Rivas contamos con un personal con un gran compromiso de servicio público y estoy segura que vamos a poder llevar a cabo
muchos de los retos que tenemos por delante.

Por eso mencionaba, y lo repito, la importancia de trabajar en equipo, y ahí quiero poner también en valor el trabajo que se está realizando desde la empresa pública de Rivamadrid, con una gran plantilla que se ocupa de los principales servicios de limpieza, recogida de residuos, jardinería de nuestra ciudad y que es clave para poder desarrollar las políticas de transición ecológica.

Durante los peores momentos del Covid-19, Rivamadrid ha seguido al frente del mantenimiento de nuestra ciudad y creo que una vez más su compromiso y su papel de cara a la economía circular en nuestra ciudad será clave para poner en valor desde lo público los planes estratégicos marcados por la Agenda 2030.

Con la ilusión de un nuevo reto, al final creo que no nos falta nada, tengo la suerte de contar con grandes profesionales y con los trabajadores y trabajadoras también de una gran empresa pública como Rivamadrid, con una ciudad con un gran compromiso social que estoy convencida que nos va a apoyar en esta tarea, también con las ideas de los grupos políticos que componen la corporación municipal y con un equipo de gobierno y un alcalde al frente que creen en este proyecto para poner solución a los problemas. Y por supuesto con el respaldo de mi partido, Podemos, y nuestro Coordinador en la Comunidad de Madrid, para el que es fundamental la política municipal de manera conjunta para cumplir con la Agenda 2030.