La Comunidad distribuirá 1.000 tablets y 2.000 tarjetas SIM a estudiantes con pocos recursos

Las tablets las pone Telefónica y las tarjetas SIM, el Ministerio de Educación y FP

909

Las tablets han sido cedidas por Telefónica y las tarjetas SIM forman parte del cupo que le ha correspondido a Madrid entre las 20.000 tarjetas compradas por el Ministerio de Educación y FP. Las tablets se ceden pero deberán ser devueltas al terminar las restricciones a las clases presenciales. Los primeros destinatarios serán estudiantes de Bachillerato y Secundaria.

La Comunidad de Madrid facilitará dispositivos electrónicos con acceso a Internet a alumnos de familias desfavorecidas, para que puedan continuar con mejores garantías las actividades educativas a distancia mientras estén suspendidas las clases presenciales por el COVID-19. Para ello, el Gobierno regional les va a proporcionar, sin coste alguno, 1.000 tablets y 2.000 tarjetas SIM con conexión a Internet.

Esta iniciativa se puede llevar a cabo en la Comunidad de Madrid gracias a la colaboración del Ministerio de Educación y Formación Profesional y la empresa Telefónica. La multinacional ha cedido 1.000 tablets que serán repartidas, en primer lugar, a aquellos estudiantes de segundo curso de Bachillerato que están preparando las pruebas de acceso a la Universidad (EBAU).

Por su parte, el Ministerio de Educación y Formación Profesional ha cedido cerca de 2.000 tarjetas SIM -con 40 gigas de datos cada una- para que, conectadas a teléfonos móviles, tablets o portátiles, puedan funcionar a modo de routers y proporcionar acceso a Internet. Éstas se enviarán tanto a los usuarios de las tablets cedidas por Telefónica, como a quienes obtengan los dispositivos de los centros educativos, siempre y cuando no tengan alguna otra manera de conectarse a la Red. La Comunidad de Madrid tiene detectados alrededor de 300 alumnos que se encuentran en esta situación.

Los siguientes beneficiarios serán los alumnos de 4º de la ESO provenientes de familias con problemas económicos, que necesitan titular este año para continuar sus estudios, ya sea en Bachillerato o FP. En este caso, según las peticiones recogidas por el Ejecutivo regional, se superarían los 500 alumnos. Una vez se cubran estas peticiones, los dispositivos se irán cediendo a estudiantes de otras etapas.

Las tablets se enviarán directamente a los colegios e institutos, que se ocuparán de entregarlas y solicitar que los alumnos firmen un documento de recepción y uso responsable del material. Finalizado este periodo, los dispositivos retornarán a los centros y se destinarán para la docencia.

El Ministerio proporciona acceso a una plataforma de aula virtual en tiempo real

Con los dispositivos y las tarjetas SIM el alumnado podrá conectarse a la plataforma Cisco Webex, una herramienta de colaboración que conecta a docentes y alumnos en tiempo real, incluyendo funcionalidades para crear un aula virtual: videoconferencia y compartición de escritorio entre otras. Por su parte, la versión Cisco Webex Teams facilita la colaboración entre profesores y alumnos.

IBM, por su parte, aporta a la comunidad docente soporte para el proceso de adopción y uso de la plataforma tecnológica. Cerca de 600 profesionales se han inscrito como voluntarios para asesorar a los docentes con el objetivo de que puedan aprovechar al máximo la interacción con los alumnos. Asimismo, prestarán ayuda telemática en tiempo real con el fin de resolver cualquier duda.

Alumnado de centros de Compensatoria

Para la selección de alumnos beneficiarios de los dispositivos y tarjetas SIM, la Comunidad de Madrid ha considerado como factor objetivo aquellos centros que cuentan con alumnos del programa de Educación Compensatoria, es decir, los que tienen un desfase curricular de más de dos años por razones socioeconómicas y culturales.

Los estudiantes han sido seleccionados tras una consulta previa con los directores y son los que tienen mayores necesidades y sufren una mayor brecha digital en sus hogares.

Además, se va a llevar a cabo el reparto de dispositivos ya existentes en los propios centros entre estos alumnos.