Zidane – Mbappé, una historia de amor mutuo

211

La secretaría técnica madridista y su entrenador, Zinedine Zidane, están empezando a planificar el que será el próximo mercado de fichajes. El Real Madrid dispone de una plantilla envejecida que necesita nuevos referentes, algunos de sus puntales como son Ramos, Kroos, Modric o Benzema ya se encuentran en la fase final de su carrera deportiva.

Por muchos títulos que hayan ganado, el equipo necesita renovarse. Uno de los nombres que más está sonando estas últimas semanas es el de Kylian Mbappé. El delantero del PSG es el fichaje soñado de la parroquia madridista, y aún lo es más después de la exhibición que protagonizó en el Camp Nou en el último partido de Champions, donde los franceses se impusieron por 4-1 en el marcador con 3 goles del atacante parisino.

El Real Madrid es uno de los puntales del deporte europeo, ya sea por sus categorías multideportivas, como es el caso del baloncesto, o por el magnífico trabajo formativo que ejecutan en su ciudad deportiva. Formar parte del ecosistema madridista asegura, como mínimo, relevancia mediática e informativa. También una afición que se cuenta por millones y un impacto social mucho mayor que el que encontraría Mbappé si continuara en la liga francesa o Erling Haaland -otro jugador codiciado por la entidad blanca- en la alemana. Son competiciones ligeramente menores y no disponen de los altavoces inherentes de la competición doméstica española. El atacante del PSG y el jugador del BVB seguro que son conscientes de este hecho y es por eso por lo que en los próximos meses intentarán afrontar un cambio de aires que les posibilite ganar aún más relevancia dentro del fútbol de clubes; queriendo explicitar que su voracidad anotadora es igual de espectacular en una liga más potente.

Hemos hecho referencia al carácter goleador de Mbappé, pero el noruego está rompiendo todos los récords habidos y por haber en cuanto a los registros anotadores. Actualmente es el aspirante a convertirse en el máximo goleador de la máxima competición europea, dato que puede apreciarse en las apuestas de la Champions, donde es uno de los grandes favoritos. El ariete del Dortmund anotó un doblete en el duelo de octavos de final de la Champions ante el Sevilla, y los elogios sobre su rendimiento también fueron noticia en todos los medios deportivos del mundo.

Si se colocan los dos nombres sobre la mesa, seguramente Mbappé saldría en la pole position de cara a recalar en la «Casa Blanca». Su nombre aparece de manera reiterada en todas las cábalas de posibles fichajes madridistas. Y uno de los puntos que más juegan a su favor es la admiración mutua que se despiertan Zidane y el futbolista. A lo largo de los años hemos visto una serie de declaraciones cruzadas que demuestran las ganas que tienen los dos de trabajar juntos.

En el año 2019, el atacante del PSG afirmó que el único jugador que le había impactado tanto como Pelé era Zinedine Zidane. En 2020, volvió a reverenciar públicamente al entrenador madridista. Mbappé explicó que su «ídolo de infancia» era Zidane, y que luego lo fue otro icono merengue: Cristiano Ronaldo. Con relación al Madrid también explicó en 2017 que el club blanco era una entidad donde debían llegar los jugadores «en la cima de su carrera deportiva». Un contexto en el que actualmente se encuentra la estrella gala.

Zidane, por su parte, ha evitado tirar de tópicos y ha respondido directamente a los rumores que vinculan al jugador con la entidad blanca. En la rueda de prensa posterior a la derrota azulgrana, el entrenador del Madrid recibió muchísimas preguntas sobre el jugador. Zidane explicó que se lo pasó “muy bien” viendo a Mbappé sobre el césped y que era un «jugador de futuro», como lo fueron «Messi, Cristiano o Neymar» a su edad. También añadió que no le sorprendió lo que hizo Mbappé en el Camp Nou.

Si viajamos atrás en el tiempo, vemos cómo en 2019 el técnico afirmó que estaba enamorado de Mbappé «desde hacía muchos años». Zidane añadió que sentía admiración por el jugador «como persona». Lo hizo antes del partido de frase de grupos de la Champions que enfrentó al Madrid con el PSG. Algunas informaciones todavía van más allá, y aseguran que el técnico se ha puesto en contacto con el jugador en los últimos días. Seguramente será una condición clave para alargar su vinculación con la entidad merengue ante una de sus etapas más convulsas al mando del transatlántico deportivo.

El cruce de declaraciones parece indicar que Mbappé vestirá de blanco. Quizás este hecho no suceda este mismo verano, pero parecen dos realidades condenadas a entenderse.