Extremoduro no llegó a llenar el Miguel Ríos

69
Robe, el líder de Extremoduro (en primer plano) durante el concierto (Foto: Enrique Ayala)
Robe, el líder de Extremoduro (en primer plano) durante el concierto (Foto: Enrique Ayala)
Robe, el líder de Extremoduro (en primer plano) durante el concierto (Foto: Enrique Ayala)

El grupo Extremoduro actuó en Rivas el pasado sábado en un concierto “sobrevenido” y que eligió a Rivas como escenario debido a las dificultades para realizarlo en el emplazamiento previsto en Leganés. La banda congregó a unos 17.000 espectadores que contaron con todo tipo de apoyo logístico, incluido medio centenar de autobuses para trasladarles a Leganés y otros puntos de Madrid.

Inicialmente el concierto de Extremoduro, que forma parte de su gira por treinta ciudades españolas, estaba previsto en el estadio de fútbol de Butarque, en Leganés. No obstante, los productores no consideraron que se dieran las condiciones adecuadas de seguridad y decidieron a última hora buscar un nuevo enclave. El lugar elegido fue Rivas y su auditorio Miguel Ríos.

El espacio no llegó a llenarse del todo, probablemente por la “deserción” de una significativa cantidad de personas que habían comprado su entrada pensando en acudir a Leganés. Por otro lado, debido a la escasísima antelación con que se cerró el acuero con el Ayuntamiento de Rivas, el público de esta localidad no pudo disponer de apenas entradas. El Ayuntamiento anunció el día antes que sortearía 100 localidades entre los grupos de jóvenes que participan en laorganización de la Semana de la Juventud, una cantidad muy alejada de la probable cantidad de ripenses que hubieran querido hacerse con una entrada.

La organización dispuso hasta cincuenta autobuses que llevaron a los espectadores, tras la finalización del concierto, a distintos puntos, entre ellos Leganés y Madrid.