La Comunidad anima a practicar el deporte inclusivo con su Plan de Fomento

171
el consejero de Deports de la Comunidad, Ignacio Aguado (con chaqueta en el centro del puente)durante la celebración de los II Juergos Parainclusivos, el pasado 21 de septiembre (Foto Comunidad de Madrid)
el consejero de Deports de la Comunidad, Ignacio Aguado (con chaqueta en el centro del puente)durante la celebración de los II Juergos Parainclusivos, el pasado 21 de septiembre (Foto Comunidad de Madrid)

El Plan de Fomento de la Actividad Física y el Deporte Inclusivo, aprobado por la Comunidad de Madrid en 2017, será la herramienta con la que el Ejecutivo regional seguirá impulsando un deporte inclusivo y adaptado dentro de «un modelo de competición que agrupe diferentes modalidades inclusivas, adaptadas y específicas». El Plan pone a los clubes, federaciones y escuelas deportivas en el centro de su estrategia. FUNDAR, entidad que lleva más de una década en Rivas fomentando el deporte como elemento inclusivo de personas con diversidad funcional, saluda el Plan y reclama subvenciones aún no satisfechas por la Comunidad de Madrid.

La realización de la segunda edición de los Juegos Parainclusivos de la Comunidad de Madrid, del 20 al 22 de septiembre pasados en Las Rozas con la participación de alrededor de 1.000 deportistas, ha servido para poner de actualidad el Plan de Fomento de la Actividad Física y el Deporte Inclusivo con el que la Comunidad encauza los esfuerzos destinados a lograr una mayor participación de personas «con diferentes tipos de discapacidad» en distintas prácticas deportivas. El Plan, lanzado en 2017 con dos etapas previstas de vigencia (2017-2018 y 2018-2019), se halla al final de su ‘vida útil’ sin que haya un balance conocido de sus logros. La única referencia reciente se dio durante la celebración de los Juegos, donde el consejero de Deportes, Ignacio Aguado, manifestó que «se han producido grandes avances en materia de integración deportiva”, aunque reconoció que «no hay que conformarse» y animó a «seguir trabajando por la plena inclusión».

Se busca potenciar la práctica deportiva a través de clubes, federaciones y escuelas deportivas

En referencia a los Juegos Parainclusivos, Felipe Alcaraz, presidente de la fundación FUNDAR, con sede y ámbito de actuación en Rivas, ha declarado a Rivas Actual que «nos sumamos a cualquier iniciativa que vaya en la dirección de normalizar la situación de las personas con discapacidad» y se «felicitan» por su realización, ya que «no deja de ser un escaparate para que cada vez más la gente con discapacidad vea lo conveniente que es hacer deporte». No obstante, FUNDAR entiende que los Juegos «se realizan un poco pronto, a principios de temporada», con lo que «no da tiempo a organizarse adecuadamente».

Políticas transversales y políticas sectoriales

Felipe Alcaraz (izquierda) recibiendo una aportación dela Obra Social La Caixa, el pasado mes de mayo (Foto FUNDAR)

FUNDAR aboga, según Alcaraz, por «complementar este tipo de inicativas con otras de política transversal», como la que desarrolla la Liga de Fútbol Profesional que «ha instado a los equipos de primera y segunda división, a que compongan secciones de equipos con personas con discapacidad, lo que ha provocado que hoy exista la Liga Genuine». 

En FUNDAR creen que estas inicativas «y otras de ámbito regional, como Plena Inclusión Madrid», son las «canalizadoras de regular las diferentes competiciones y a través de ellas, nos llega la información de iniciativas, convocatorias, subvenciones etc.» Y añade: «el deporte adaptado está organizado y en los últimos tiempos se ha avanzado mucho, sin duda por el empuje del movimiento asociativo».

El presidente de FUNDAR reconoce que «ahora en la Comunidad de Madrid, en materia de Políticas Sociales, hay personas muy relacionadas con la diversidad funcional ocupando puestos de máxima responsabilidad, lo que esperemos se traduzca en un mayor y mejor beneficio». No obstante, también tiene sus «reivindicaciones», como por ejemplo «el desbloqueo por el retraso y paralización en los pagos de los servicios contratados con la Comunidad de Madrid, o la polémica de hacer desaparecer los colegios de educación especial».