La Policía Local entra en una vivienda para contener a una mujer aquejada de un brote psicótico grave

1601
Imagen genérica

Los hechos ocurrieron ayer en la calle María Moliner. La mujer sufría un trastorno grave con conducta agresiva, lo que llevó al médico avisado por la familia a requerir a la Policía Local que entrase en la vivienda para evitar males mayores.

Una mujer afectada por un brote psicótico grave con conducta agresiva, fue la causa de que la Policía Local tuviese que entrar, ayer martes, en la vivienda donde la mujer se hallaba, en la calle María Moliner, en Rivas, para intentar calmarla y evitar males mayores.

Los familiares, viendo las características del brote y la conducta que la mujer adoptaba, llamaron a un facultativo para atenderla. El médico no pudo entrar en la vivienda y los familiares tuvieron que llamar a la Policía Local para que entrase en la casa, por indicación del doctor, y contuviese a la enferma.

La mujer fue trasladada a un hospital en una ambulancia del SUMMA 112. Este medio no ha podido confirmar si la ambulancia utilizada para el traslado es la que este servicio tiene, equipada especialmente para casos psiquiátricos.