Naturgy da el primer paso para restituir la electricidad a la mayor parte de la Cañada

2714
Empleados de UFD supervisan el pasado 10 de enero las tareas de desconexión electrica en una de las edificaciones sospechosas de albergar cultivos ilegales (Foto Ayto Rivas)

Amparándose en un informe policial que identifica las viviendas en las que «presumiblemente» se cultiva marihuana, la distribuidora de Naturgy procederá a cortar el suministro a esas edificaciones, con lo que se podrá restituir el suministro al resto de viviendas de la Cañada. Asociaciones del Sector 5 están al corriente de la operación y colaboran con ella.

El Ayuntamiento de Rivas ha conseguido que la empresa Naturgy, mediante su distribuidora en la zona, UFD, acceda a personarse en aquellas viviendas de la Cañada Real identificadas en un informe policial como sospechosas de albergar cultivos ilegales de marihuana, con el fin de proceder, en cada una de ellas, a inhabilitar la recepción de suministro eléctrico. Gracias a esta medida, que lleva aplicándose «durante toda la tarde» de hoy, lunes, el resto de viviendas de la Cañada podrán ver devuelto el suministro eléctrico de manera normalizada.

Así lo ha dado a conocer hace unos minutos el alcalde de Rivas, Pedro del Cura, en un tuit personal: «Finalmente, @Naturgy ha accedido a nuestro requerimiento y al de las AA.VV. de Cañada y lleva toda la tarde en la zona para desconectar los puntos sospechosos. Seguimos trabajando junto a ellos in situ para liberar sobrecargas y lograr, por fin, el restablecimiento de la luz».

Un informe de Policía Local, clave para la solución

El Ayuntamiento de Rivas encargó recientemente a Policía Local que investigara y señalara aquellas viviendas en las que había suficientes indicios de que eran utilizadas para el cultivo ilegal de marihuana u otras sustancias. Una vez redactado dicho informe, un decreto de Alcaldía ordenó, ayer domingo, la suspensión del suministro eléctrico a dichas edificaciones.

Reproducción del escrito de UFD dirigida al Ayuntamiento hoy mismo (Imagen Ayto Rivas)

La distribuidora de Naturgy en la zona, Unión Fenosa Distribución (UFD), ha respondido hoy mismo a dicho decreto anunciando que personal técnico de la empresa se personará en la zona y solicitando la asistencia de funcionarios del Ayuntamiento para identificar exactamente las edificaciones en las que inhabilitar la recepción del suministro eléctrico. La Corporación ripense había solicitado anteriormente a Delegación del Gobierno que pusiera los medios humanos necesarios para garantizar la seguridad de los trabajadores que vayan a proceder al corte del suministro a estas viviendas.

En el momento en que todas las edificaciones sospechosas de cultivar sustancias ilegales tengan el suministro cortado, el resto de las viviendas de la Cañada podrá volver a contar con él. Así lo ha reconocido a RIVAS ACTUAL Pedro Del Cura, quien esta misma tarde se ha reunido con asociaciones de vecinos del Sector 5 de la Cañada para iformarles del procedimiento.

El Alcalde ha declarado también a este diario que «con esta medida quienes se dedican al negocio de la droga podrán comprobar que no tienen vía libre para sus actividades» y que confía en que eso les haga «retirarse de esta zona» y así allanar el camino a una solución para el resto de habitantes.