Rivamadrid aumenta de uno a cinco los operarios para limpiar 3,5 kilómetros mensuales de pintadas

360

A comienzos de 2019 había sólo una persona en plantilla dedicada a este trabajo. En noviembre del mismo año ya eran tres y en estos momentos la cifra ha aumentado a cinco. Forman una brigada que elimina pintadas de paredes y mobiliario urbano públicos. Se ha pasado de poder eliminar 552 m2, a hacerlo en 3.552 m2 en mayo pasado.

Según informa el Ayuntamiento de Rivas, la empresa municipal de servicios Rivamadrid ha reforzado notablemente su equipo de limpieza de pintadas urbanas, pasando de un operario a comienzos de 2019, que luego fueron tres en noviembre de 2019, a los cinco actuales. Esta brigada se dedica a labores de limpieza de paredes, muros y mobiliario público (papeleras, bancos, señales…) en los que hay presencia de grafitis.

Este incremento de personal ha permitido aumentar la capacidad de actuación. Si en mayo del año pasado se abarcaban 552 m2 al mes de superficie repintada (borrado de pintadas), ahora se llega a los 3.553 m2 en mayo.

En elementos de mobiliario urbano, el aumento también es significativo: se limpiaron 478 bancos en mayo (ninguno el mismo mes de 2019), 534 papeleras (0) y 755 señales (1). Durante mayo de 2020 también se realizó una batida de limpieza de farolas (217).

Se puede observar desviaciones significativas en el mobiliario urbano, ya que en ciertas ocasiones se han llevado batidas de eliminación de grafitis en ciertas partes del mobiliario como los bancos y papeleras.

Repaso de actuaciones cada 48 horas

Las actuaciones de limpieza de grafitis se llevan a cabo de lunes a viernes, y cada 48 horas se emprenden tareas de repaso. Este año se empezó por el barrio de Covibar, el más afectado por este tipo de situaciones. Actualmente también se trabaja en la zona central y el polígono.