Vanessa Millán se plantea “un equipo sólido y capaz” para reconstruir Podemos en Rivas

803
Vanessa Millán, durante la rueda de prensa

La candidata ha presentado esta mañana el proyecto y el equipo de personas que respaldan su candidatura a la portavocía de Podemos Rivas. Como ‘número dos’ del partido propone a Mario Bastida, conocido activista vecinal y por el enlace a la M50.

“La unidad y la integración son dos señas de identidad de esta candidatura, buena prueba de ello es que entre quienes la apoyan hay personas que en distintos momentos hemos estado en posiciones diferentes, pero ahora coincidimos en este proyecto para reconstruir Podemos en Rivas”. Éste sería el resumen de uno de los aspectos más destacados esta mañana por Vanessa Millán, candidata a la portavocía de Podemos Rivas en el próximo proceso electoral previsto en esa formación.

Millán, actual concejala de Transición Ecológica en el ayuntamiento de Rivas, asegura que se  ha decidido a dar este paso “porque veo que es el momento de poner sobre la mesa, en beneficio de la organización, la experiencia y el conocimiento acumulados en los últimos cinco años”. Millán ya perteneció a la dirección local de Podemos, en el periodo de 2015 a 2017, y desde 2015 ha sido concejala en el Ayuntamiento, con responsabilidades de Gobierno desde 2017 al frente de la concejalía de Deportes.

El equipo

La candidata ha estado acompañada en la rueda de prensa por Mario BastidaDori Fernández  y Sergio Colorado, tres de las personas que tiene previsto proponer para formar la dirección -Consejo de Coordinación, en la terminología de Podemos- en caso de que su candidatura gane la elección.

Mario Bastida queda propuesto a título de secretario de Organización y sobre él recaería, según Millán, “la responsabilidad , el trabajo y el esfuerzo de sacar a Podemos de la situación de inactividad en la que se ha encontrado durante estos últimos años”. El ‘número dos’ de Podemos a nivel local será, pues, quien dirija el partido en su vertiente interna, algo que para Millán explica por qué “no es un problema que yo ostente la portavocía de la organización al mismo tiempo que la del grupo municipal”.

Bastida es una de las personas que, en sus propias palabras, ha “vuelto a tener ilusión por militar, en buena medida tras conocer el trabajo y los criterios de Vanessa y de otras personas de Podemos”. Tiempo atrás había militado en Izquierda Unida pero, tras una fase de no militancia en ningún partido, asegura haberse “decidido por volver a implicarme en el trabajo político con Podemos”.

Entre esas dos fases se le considera el fundador de la Plataforma M50 y uno de los factores  que más empujó para convertir esa entidad en la actual Asociación Vecinal Placirivas. Lleva a cabo, además, un trabajo sindical como delegado en la empresa pública Rivamadrid.

Dori Fernández es también, al igual que Vanessa Millán, una de las personas con  ‘solera’ en Podemos Rivas. Inscrita desde el primer momento y muy activa en Podemos, formó parte, también al igual que Millán, de la primera dirección local de la organización, por entonces denominada Consejo Ciudadano Municipal. Fue elegida para formar parte de la lista de Rivas Puede, propiciada desde Podemos Rivas, a las elecciones municipales de 2015, y ha sido concejala de Servicios Sociales y Mayores durante la pasada legislatura. En la futura dirección de Podemos se encargará del área de Feminismos e Igualdad, aunque también atenderá las cuestiones relacionadas con Mayores, aprovechando su experiencia y conocimiento del tema, adquiridos en su época de edil.

Sergio Colorado es la más joven de las personas con las que Vanessa Millán cuenta para  formar la dirección local del partido. Activista en varios movimientos y entidades de Rivas, se ha decidido a dar el paso a la militancia porque “creo que es el momento de que haya gente joven preocupándose de los problemas de la gente joven. Mientras eso no ocurra, se seguirá haciendo política para los jóvenes, pero sin los jóvenes”, ha explicado. Llevaría, en caso de que su candidatura gane la elección, el área de Juventud, que dispondrá, según ha explicado, de una autonomía organizativa y funcional “muy amplia, sin tener que depender de las rutina organizativas que casi todos los partidos tienen”.

Colorado supone, para Vanessa Millán, la “apuesta en los hechos, y no solo de palabra, por la incorporación de gente realmente joven, no sólo para llevar adecuadamente la relación y el trabajo con personas jóvenes, sino también para ir forjando el necesario relevo generacional en la organización”.

Junto a estas tres personas, Millán tiene previsto proponer en su momento para componer el Consejo de Coordinación local, a Antonio del Río al frente de Finanzas, y a Eva Manzanares al cargo de Comunicación y de Formación y Cuidados

Integración y presencia activa

La actual concejala de Transición Ecológica ha explicado que el proyecto de reconstrucción de Podemos a nivel local pasa, para su candidatura, por “acabar con las rupturas que se han ido sucediendo a lo largo de los años en la organización”. Para hacerlo la receta es “la ilusión en el nacimiento de una nueva etapa, la voluntad total de integración de todos los sectores de Podemos en el trabajo para recuperar el partido, y la cohesión con el resto de Podemos, tanto a nivel autonómico como estatal”.

Pone el acento en la “vuelta a recuperar la calle, aunque en estos momentos de pandemia eso pueda tener un significado más limitado de lo que queremos”. Las áreas de trabajo que la candidatura tiene pensado establecer en caso de ganar la votación, se centrarán en “aquellos temas y aspectos que sabemos que más importantes son para la ciudadanía de Rivas”, pero también en aquellos otros que “quizás no sean tan populares, pero que sí consideramos imprescindible atender”.

Al frente de esas áreas de trabajo ya cuenta, aunque sin formar parte del Consejo de  coordinación, con figuras muy conocidas de Podemos en Rivas, como José María Álvarez, portavoz del grupo municipal de Podemos en la pasada legislatura; o Mariano Marqués, uno de los actuales Consejeros de Ciudad y representante de los mismos en la EMV.