Denuncian la falta de información y protocolos sobre COVID-19 para personas con discapacidad

6795

FAMMA-Cocemfe reclama un plan de coordinación entre la consejería de Sanidad y la de Políticas Sociales sobre coronavirus en centros residenciales de personas con discapacidad física. Considera que estas consejerías no han informado «a los centros en donde residen personas gravemente afectadas y con pluripatologías» acerca de las últimas noticias y protocolos relacionados con el coronavirus.

La entidad FAMMA-Cocemfe Madrid, que agrupa a 48 asociaciones de personas con discapacidad en la Comunidad de Madrid y asegura representar a más del 57% de estas personas en la Comunidad, hizo público ayer un comunicado en el que muestra su «preocupación» por lo que consideran una «alarmante ausencia de información por parte de la Consejería de Políticas Sociales en Coordinación con Sanidad» acerca de la enfermedad COVID-19, ausencia de información que «está propiciando un gran nerviosismo ante las últimas noticias donde se anuncia el cierre, para empezar, de residencias de mayores».

FAMMA muestra su «gran preocupación» ante «las últimas noticias que aparecen en los medios de comunicación y sobre los que la Consejería de Políticas Sociales o Sanidad no ha informado a los centros en donde residen personas gravemente afectadas y con pluripatologías».

Falta de protocolos

Esta entidad explica que «Estamos hablando de centros donde residen personas dependientes que son atendidas por sus cuidadores y donde no existen protocolos coordinados entre Asuntos Sociales y Sanidad, lo que está generando un gran nerviosismo ante la falta de información para la prevención y contención del coronavirus en estos centros residenciales».

En palabras del presidente de la Federación, Javier Font, “estamos totalmente fuera de cobertura en los niveles de información que deberíamos estar teniendo con nuestro sector, tanto de la Consejería de Políticas Sociales como la de Sanidad al respecto de la situación. Existe una alarma importante mediática pero poco tranquilizadora por las administraciones».

Para FAMMA, «El plan de contingencia frente al Coronavirus, además de contemplar medidas de prevención para minimizar las posibilidades de contagio, debe tener en cuenta la posibilidad de reponer al personal de las residencias de personas con discapacidad física, en caso de bajas por contagio de coronavirus». Para muchos pacientes, explican, «la dependencia de sus cuidadores es total y no podrían sobrevivir, no ya al Coronavirus, sino a la ausencia del personal sanitario y asistencial, de los que algunos residentes dependen para alimentarse y realizar otras tareas básicas de su vida»

Si bien reconoce que la consejería de Políticas Sociales les ha «transmitido tranquilidad» al respecto, aseguran que «no hay nada tangible al respecto y la preocupación va creciendo a cada momento». Según indica Javier Font: “La administración tiene que estar preparada para el peor de los escenarios y prevenir contagios de riesgo y situaciones de abandono de las personas más vulnerables».