La Comunidad invierte 5,1 millones para la construcción del nuevo colegio en el barrio de La Luna

55
Confluencia de la Avenida de la Tierra con el Paseo de las Provincias (a la derecha), en cuyo entorno se construirá el CEIPSO (Foto archivo Rivas Actual)
Confluencia de la Avenida de la Tierra con el Paseo de las Provincias (a la derecha), en cuyo entorno se construirá el CEIPSO (Foto archivo Rivas Actual)
Confluencia de la Avenida de la Tierra con el Paseo de las Provincias (a la derecha), en cuyo entorno se construirá el CEIPSO (Foto archivo Rivas Actual)

La Comunidad de Madrid va a invertir 5,1 millones de euros en la construcción del nuevo colegio público bilingüe de Rivas, en el barrio de La Luna, un centro que supondrá la creación de 375 nuevas plazas escolares públicas en la localidad y que dispondrá en el curso 2017/18 de seis aulas de educación infantil y nueve de primaria.

El colegio, que se llamará La Luna, tendrá en concreto 150 plazas de infantil y 225 de primaria y dispondrá de aulas de informática y de música, un aula de acogida y usos múltiples, comedor, cocina, patios de infantil, una pista polideportiva exterior y espacios administrativos.

Esta medida ha sido aprobada hoy en el Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid, que ha acordado un convenio con el Ayuntamiento de Rivas para la construcción de este centro docente de educación infantil, primaria y secundaria, que supondrá una inversión total de 5.145.175 euros, según han indicado en una nota de prensa.

Asimismo, han señalado que este nuevo colegio da respuesta a la demanda de plazas escolares, “ajustando las infraestructuras a las necesidades de la zona”.

Con la construcción del colegio, la localidad pasará a tener 15 colegios públicos y cinco institutos, además de siete escuelas infantiles públicas y un centro de educación de personas adultas.

El objetivo de esta decisión, han continuado desde la Comunidad de Madrid, es “asegurar que todos los niños tengan una plaza en un centro público en la región”.

Por su parte, el Consistorio aprobó el pasado mes de marzo sus presupuestos de este año, en los que incluyó una partida para construir un colegio público en 2016, al considerar que “no hay garantías” de que la Comunidad cumpla su palabra de levantarlo en 2017.

El alcalde, Pedro del Cura, de IU, reconoció entonces que la construcción del colegio iba a suponer una inversión “muy importante” para el Ayuntamiento, pero defendió que la Comunidad de Madrid devolvería a partir de 2017 a través de compensaciones de deuda que el Consistorio mantiene con la Administración regional.